© 2016 Consulta Médica Dra. Sagrario Jiménez.

  • Pepa Gea

30YTANTOS: mejorar la vida sexual


Aquí os dejo el reportaje de Pepa Gea en el que explico la importancia del sexo en nuestro día a día.

La autoestima, la seguridad en nosotros mismos… no afrontamos la vida de la misma manera con una actividad sexual plena que cuando ésta es pobre. Hoy en el 30ytantos te doy unas cuantas razones de por qué llevar una vida sexual activa es fundamental para nuestra salud y cómo podemos mejorarla.

Tener una buena vida sexual es muy importante para nuestra salud, para nuestro corazón e incluso para adelgazar y no por las pocas calorías que se queman en el acto sino porque las hormonas que se liberan hace que disminuya la ansiedad por comer en un 60%.

Eso por un lado, porque también tiene repercusión en el tema del antienvejecimiento si tenemos en cuenta un estudio de la Universidad de Michiganque demostró que el sexo alarga la vida, por lo menos en las moscas de la fruta.

Volviendo al tema de la salud, otro estudio, pero de la Universidad de Tufs en Massachusetts, lo que asegura es que practicar sexo con una frecuencia inferior a tres veces por semana multiplica en 3,5 el riesgo de sufrir un infarto cardiovascular pero solo en las mujeres, en los hombres lo que demostró fue que una gran parte de los hombres que sufrieron un infarto debido a su falta de actividad física mantenían relaciones extramatrimoniales, por el estrés de la situación y ese ajetreo al que no están acostumbrados.

Cuando hablamos de sexo siempre por desgracia llegamos al mismo punto y a la misma cuestión: ¿Cuántas veces semanas hay que mantener relaciones para que sea beneficioso?

Para la Dra. Sagrario Jiménez, médico de cabecera de este 30ytantos, más que la cantidad es la calidad. El sentirse satisfecho o no. Forzadas, fingidas, mejor pocas satisfactorias que muchas desastrosas. Debemos considerar el sexo más en cuanto a calidad que en cantidad, pero aun así hay que tener una cierta frecuencia.

Hay consejos sexuales que pueden mejorar la calidad de nuestra salud sexual y animarnos a practicarlo con más asiduidad. Ten confianza en ti y en tu capacidad para gustar, siéntete cómodo/da con tu cuerpo, exprésate porque la pareja no es adivina, lucha contra las presiones externas e internas como la culpa, la pereza o el estrés, evita solucionar los problemas en la cama, ten expectativas realistas, no te exijas más de la cuenta y sobre todo dedícale tiempo al sexo.

Preparemos el terreno, decoremos el ambiente y tengamos un tiempo de charla, de intimidad, para que la relación fluya de una forma natural. Dediquemos tiempo y ganas al encuentro. Y cuando por causas orgánicas, psicológicas, desencuentros o simplemente pereza evitemos el momento, busquemos ayuda. Expertos como la Dra. Jiménez que ayudan a la pareja a solucionar esos déficits.

Y es que el sexo puede ser uno de los secretos de la buena salud, de vernos y sentirnos más jóvenes, de vivir más tiempo y de sentirnos alegres y no con ese carácter de perros que a la mayoría se le pone cuando lo único que hay entre las sábanas son problemas. Problemas como la falta de deseo, algo muy habitual en las mujeres y cada vez más en los hombres porque probablemente no cuidemos adecuadamente nuestra vida sexual. Pretendemos llegar a todo, abarcarlo todo, quedarnos hasta las tantas viendo la tele y esto se nos queda por el camino porque todo no se puede.

Si queremos tener un sexo gratificante hay que tener una buena actitud y predisposición, y hay que desterrar muchos mitos y tabúes que nos bloquean como por ejemplo que el hombre siempre tiene que tener ganas, que él es el que deber iniciar el acercamiento y tener experiencia o que las mujeres tienen obligación de cumplimiento.

Además de los mitos y leyendas como que el tamaño del pene influye en el placer. Algo que no es del todo falso porque depende del uso que haga de él. Necesitamos un mínimo tamaño de pene para que haya una satisfacción sexual pero un pene pequeño puede ser fantástico.

Pero si hay algo que es impepinable es que cuantos más viejos nos hacemos menos actividad sexual tendremos. Eso va a pasar. A partir de los 50 años las hormonas disminuyen tanto en hombres como en mujeres. Hay que conocerlo y en vez de acomplejarse o intentar ocultarlo hay que buscar soluciones porque se puede tener una vida sexual muy satisfactoria hasta los 80- 90 años si se llega, claro.

Para concluir un par de consejos de la Dra. Sagrario Jiménez.

A la mujer: déjate llevar por el placer y llegarás más fácilmente.

A los hombres: Si la erección se va, déjala que ya volverá.

Busca el tiempo, combate la rutina y la pereza. Para el sexo no es necesario estar inspirado y como decía Picasso que la inspiración te llegue trabajando. La libido es esa cosa rencorosa que paga el olvido con indiferencia. Son muchos los beneficios que aportan una vida sexual activa no desdeñes ni uno solo y al menor síntoma de falta de deseo, busca ayuda.

#sexo #placer #actividadsexual #líbido #sexogratificante

6 vistas